• research
  • Points de vente
  • newsletter
  • my skin

Firmeza y elasticidad: ¡no las pierdas!

La elastina y el colágeno son dos elementos esenciales para la salud del rostro. La clave para evitar que disminuyan la firmeza y la elasticidad de la piel.

El colágeno y la elastina son dos proteínas que se encuentran en los tejidos de todo el cuerpo: ya sea en los encargados de unir los órganos, ligamentos y huesos, como en los que forman la dermis. Una de sus funciones principales es la de sostener la piel, manteniéndola firme y elástica.
A medida que pasan los años, la producción de colágeno y elastina disminuye provocando, junto con otros factores como la radiación solar y el estilo de vida, la pérdida de firmeza de la piel, un incremento de la flacidez y la aparición de signos de la edad. Para frenar esta disminución y mantener las reservas disponibles, lo aconsejable es adquirir buenos hábitos tanto de cuidado de la piel como de alimentación y estilo de vida.
Seguí estos tres mandamientos para conservar buenos niveles de colágeno y elastina.

1. Limpiarás e hidratarás tu piel

Una rutina de limpieza e hidratación que puedas seguir todos los días, tanto de día como de noche, es clave para cuidar tu piel. Acudí a un dermatólogo o profesional para que te indique cuál es el tratamiento que deberías seguir de acuerdo a las necesidades de tu piel. Las cremas que contienen vitamina A y C son muy recomendadas porque estimulan las células responsables de la producción de colágeno y elastina. También, podés incluir exfoliaciones como parte de tus cuidados: dos o tres exfoliaciones faciales por semana aumentarán la renovación celular y la producción de ambas proteínas, preservando la firmeza y elasticidad de tu piel.

2. Comerás saludable y variado

Comer bien equivale a mantener la firmeza y elasticidad de tu piel. Los alimentos antioxidantes como tomates, zanahoria, soja y chocolate amargo combaten los radicales libres –moléculas altamente reactivas que dañan las células y que se encuentran dentro del organismo y, también, en el medioambiente–. Así, estos productos inhiben la oxidación celular, protegiendo la producción de colágeno y elastina.
La vitamina C, además de ser antioxidante, participa de la producción de colágeno. Por eso, es importante incorporar cítricos a tu dieta (naranja, limón, lima), frutillas, melón, hojas verdes, brócoli, coliflor y tomate, entre otros.

3. Harás ejercicio con regularidad

La actividad física, ya sea aeróbica o de resistencia, genera tejidos nuevos que están formados, a su vez, por colágeno. Entrenarse no es solo una forma de mantenerse en forma sino también una de las mejores maneras de preservar la producción de colágeno y elastina. Si practicás ejercicio, al menos, tres veces por semana, reforzarás la salud de tu piel, manteniéndola firme y elástica.

Nuestro producto icónico

Lo más leído

Cuidar el cuerpo

¿Cómo atenuar las estrías?

Si bien existen técnicas médicas para tratar las estrías, la prevención de la piel con masajes y una buena hidratación sigue siendo la mejor solución para evitarlas. Ahora, ¿están listas para mimar nuestra piel?

Leer el artículo

go to top