• research
  • Points de vente
  • newsletter
  • my skin

¿Cómo cuidar el cuero cabelludo al momento de la coloración?

Todas sabemos que el origen de un cabello sano y brillante comienza por la raíz. Al momento de colorear el pelo, es importante cuidar el cuero cabelludo para evitar daños colaterales. ¡Chequeá cómo protegerlo!

No solo llegamos a lucir un cabello sano con tratamientos cosméticos: el cuidado diario en el lavado, la protección durante la coloración o procesos químicos, los nutrientes que le aportamos al cuero cabelludo con los alimentos que ingerimos, todo eso influye en la salud de nuestro pelo.

Es por eso que tener hábitos saludables nos ayuda a mantener la salud del cuero cabelludo también. Muchas veces, al estar tapado por el cabello, no prestamos atención a qué sucede en la piel que cubre nuestra cabeza.  Así que es hora de que aprendas qué cuidados debés tener a la hora de la coloración.

Antes de teñirte

Antes de tomar la decisión del cambio de look, es importante que chequees cómo está tu cabello. Por ejemplo, si lo notás reseco, no dudes en aplicar una máscara hidratante y nutritiva unos días antes. Si está opaco, optá por una ampolla o baño de crema que aporte luz. Esto te ayudará a reducir el impacto de la tintura sobre tu cuero cabelludo.

Utilizá productos para cabellos coloreados

Al terminar, debés prestar atención al shampoo y acondicionador que utilizás. Es recomendable optar por aquellos diseñados para cabellos coloreados porque tienen los nutrientes que tu cuero cabelludo necesita. Además, te ayudarán a mantener el color por más tiempo.

También podés sumar, una vez por semana, una mascarilla reparadora que le devuelva a tu cabello la hidratación que se pierda al momento de teñirlo. Por supuesto, durante las primeras semanas posteriores a la tintura, evitá el calor de la planchita o secador. ¡Seguí estos consejos y mantené tu cuero cabelludo impecable!

Cuidado con los químicos

La mayoría de las tinturas poseen componentes químicos que suelen ser agresivos con nuestro cuero cabelludo y con cada fibra capilar. Como resultado podemos tener irritación de la zona, picazón, enrojecimiento o erupciones además de cabello seco y dañado. Por eso, antes de aplicar la coloración, es importante que protejas la piel de ese sector con algún producto formulado para ello. Además, procurá evitar aquellos colorantes con alcohol, amoníaco, parabenos o resorcinol porque son los más dañinos.

Nuestro producto icónico

Lo más leído

go to top