• research
  • Points de vente
  • newsletter
  • my skin

Alerta workaholics: ¿tu carrera está afectando a tu piel?

Si tu piel está empezando a sufrir al mismo tiempo que tu carrera despega, no puede ser por mera coincidencia. Lee esta nota y averigua cómo tomar las cosas con más calma en el trabajo para ayudar a tu piel a sentirse mejor.

Trabajadora: malos hábitos a evitar

Todas somos conscientes del impacto negativo que un ambiente de trabajo lleno de presión puede tener en la apariencia de la piel. Sin embargo, no todas entendemos que los efectos acumulativos de la fatiga a largo plazo o el estrés leve, son igual de malos. Con el tiempo, un viaje al trabajo prolongado puede exponer a la piel a los daños causados ​​por la contaminación, un factor clave en la aparición de líneas finas, manchas y otros problemas, o por rayos UV. Otro ejemplo, los trabajos estresantes que nos hacen quedarnos hasta tarde, pueden interferir con un patrón de sueño saludable, dificultando la capacidad de nuestra piel para repararse.

Estos factores pueden conducir a una ruptura cuando se trata de la hidratación celular o el correcto flujo sanguíneo, dejando la piel pálida, aburrida o hinchada. ¡Trabaja para evitar estos problemas!

Cambiar tu estilo de vida ayuda a tu piel

Aprender a mejorar las formas en las que nuestro cuerpo responde al estrés y asegurarnos de ser lo suficientemente fuertes como para que no nos afecte, son claves cuando se trata de mejorar la salud de nuestra piel, así como nuestro bienestar general. Si tu te encuentras con demasiado nerviosismo en tus manos al final de un largo día, el entrenamiento puede ayudarte a sentirse mejor física y mentalmente, así como preparar al cuerpo para un buen sueño. Solo asegúrate de hidratar tu piel después del entrenamiento para evitar la sequedad. El Agua Termal Mineralizante de Vichy no sólo es ideal para la hidratación tópica de la piel después de una sesión en el gimnasio, sino que se ha demostrado que ayuda con la regeneración epidérmica, una de las primeras afecciones que se sufren cuando el cansancio comienza a afectar el cutis.

Por supuesto, ya sabes que los malos hábitos alimenticios pueden afectar negativamente la calidad de tu piel, por lo que es importante que te tomes un tiempo para comer lejos de tu escritorio. En lugar de picotear algo poco saludable, un almuerzo rico en frutas y verduras frescas ayudará a aumentar los niveles de antioxidantes de tu piel, lo que va a colaborar con la reparación de los daños causados ​​por la contaminación y los rayos UV.

Comienza a cambiar tu rutina y no dejes que tu piel se vea afectada por las largas jornadas de trabajo que tienes. ¡Empieza hoy mismo!

Nuestro producto icónico

Lo más leído

go to top